HONG KONG: La maestra de piano (Janice Y.K. Lee)

En esta ocasión visitamos la deslumbrante Hong Kong, que es una de las ciudades del mundo que más me ha impactado y gustado. Para ambientarnos en ella he elegido La maestra de piano, de Yanice Y.K. Lee  

 

PORTADA LA MAESTRA DE PIANO

TÍTULO: La maestra de piano

AUTORA: Janice Y.K. Lee

EDITORIAL: Salamandra

Nº DE PÁGINAS: 352

ISBN:  9788498382419

La novela narra la historia de una joven inglesa de clase media, Claire Pendelton, bastante ingenua e insulsa, que se casa con un funcionario para evadirse de su familia y se traslada con él a Hong Kong en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial. Allí es contratada por una rica familia china para dar clases de piano a su hija y gracias a ellos se introduce en la activa vida social de la ciudad.

Claire conoce y se enamora de Will Truesdale, un hombre bastante enigmático, del que desconoce completamente su pasado. Aprovechando los continuos viajes de su marido, empieza una relación secreta con él. Debido a la influencia de esta relación y al profundo cambio que supone la vida en Hong Kong, Claire va madurando y abandonando esa ingenuidad inicial.

La historia se entremezcla con otra que se remonta diez años atrás. En ese momento, Will Truesdale acaba de llegar a Hong Kong y conoce a Trudy Liang, una joven eurasiática de gran belleza, con una personalidad arrolladora y absorbente y que es el centro del círculo social más selecto, porque además es hija de uno de los hombres más ricos de la ciudad.

Así descrita puede parecer una novela rosa, pero no lo es en absoluto. El libro describe y recrea de forma excepcional el ambiente de Hong Kong justo antes de la invasión japonesa. La vida de la alta sociedad de Hong Kong y de los funcionarios británicos y extranjeros transcurre entre fiestas en mansiones, baños en la playa o reuniones en los clubes. Los personajes son frívolos, superficiales y displicentes.

Todo esto cambia con la invasión nipona. La ciudad se convierte en una trampa de la que no se puede escapar. Empieza el hambre, el miedo, el pillaje y la pérdida de libertad, ya que los extranjeros son recluidos en campos de concentración. La lucha por la superveniencia es feroz y se ve cómo la guerra saca los peores y los mejores aspectos del ser humano. Paradójicamente, tras la guerra, todo vuelve a ser casi igual y la ciudad resurge de sus cenizas como si nada hubiera pasado.

Se trata de una historia de traiciones, desengaños, secretos ocultos y relaciones complejas frente a la aparente superficialidad de algunos personajes.

Lo que más me ha gustado de la novela es el gran protagonismo que tiene la ciudad. Además, los lugares que menciona son hoy fácilmente reconocibles. Se habla de las grandes mansiones situadas en el Pico Victoria, de las fastuosas fiestas en el hotel The Peninsula, de los mercadillos callejeros y de las preciosas playas, realizando en conjunto una ambientación muy completa de la ciudad.

HONG KONG

Hong Kong es una de las ciudades más impactantes del mundo por muchos motivos: el contraste entre lo moderno y lo tradicional, los altos y abigarrados edificios, sus paisajes espectaculares, las playas de arena blanca, las aglomeraciones de gente, el bullicio y la actividad en las calles y en el río, el lujo de las tiendas y de los centros comerciales, que contrasta con las pequeñas tiendas chinas y con los mercadillos donde se vende de todo, sus templos y parques y un largo etcétera de atractivos que trataré de exponer en este asiento.

Actualmente es una región administrativa especial perteneciente a la República Popular China, pero el visitante tiene la impresión de encontrarse en un país completamente diferente. En primer lugar, porque hay que pasar por la aduana y sellar el pasaporte, tanto para entrar como para salir. Además tiene una moneda propia, el dolar de Hong Kong y se circula por la izquierda, debido a que fue una colonia británica. Por ello, a diferencia de China, casi todo mundo habla en inglés. Sus habitantes dicen son “chinos de Hong Kong”, queriendo con ello destacar sus diferencias con el resto de chinos.

El territorio de Hong Kong está formado por una península y varias islas situadas en la costa sur del Mar de la China Meridional, en el delta del río Perla. Se puede dividir en tres partes bien diferenciadas:

  • La Isla de Hong Kong.
  • La Península de Kowloon.
  • Los Nuevos Territorios, que incluyen una parte continental y más de 200 islas.

Mis amigos y yo iniciamos nuestro viaje a China en la ciudad de Cantón (Guangzhou). Desde allí, nos montamos en un ferry con destino a Hong Kong. Se trata de un viaje de unos 100 kilómetros por el río Perla.

La entrada en la ciudad fue impresionante, porque llegamos en medio de una tormenta y llovía tanto que apenas podíamos ver la imponente masa de edificios que se apiñan en la isla de Hong Kong y que poco a poco se nos iban revelando en todo su esplendor. Las fotos están un poco borrosas debido a la lluvia y al vaho de los cristales del ferry, pero reflejan parte de lo que estoy describiendo. Creo que es la mejor manera de llegar a la ciudad, porque la primera visión que se tiene de ella es impactante.

HONG KONG (001)

HONG KONG (006)HONG KONG (005)

Aprovechando que nuestro hotel estaba en la península de Kowloon (que tiene vistas frontales a la isla de Hong Kong) y que era por la tarde y había dejado de llover, lo primero que hicimos fue ir al espectáculo más conocido de la ciudad, que tiene lugar todos los días a las 20:00 horas. Se llama Symphony of Lights y es un despliegue de luces y sonido que provienen de 45 edificios repartidos por la isla de Hong Kong y Kowloon. El mejor lugar para ver el espectáculo es Tsim Sha Tsui, entre la Avenida de las Estrellas y el Centro Cultural de Hong Kong.

HONG KONG (014)

HONG KONG (017)

Por si alguien tiene interés en verlo, he encontrado un vídeo con todo el espectáculo completo.

Esa noche, a pesar del cansancio y del cambio horario, todavía tuvimos ánimo de ir al Mercado nocturno de Temple, situado en Temple Street en Kowloon, donde se vendía de todo, aunque la mayor parte de las cosas eran baratijas o burdas imitaciones de marcas.

Al día siguiente, lo primero que hicimos fue una visita panorámica de la ciudad en autobús, que incluyó la subida al Pico Victoria (Victoria Peak), que es la montaña más alta de la isla de Hong Kong. Es el lugar más turístico de la ciudad, porque las vistas son espectaculares. En la novela se menciona continuamente, ya que es el lugar donde se encuentran las grandes mansiones.

HONG KONG (028)HONG KONG (029)HONG KONG (039)

La subida en autobús se hace por una estrecha y empinada carretera llena de curvas. Otra forma de subir es utilizando el funicular, que lleva funcionando desde 1888. Nosotros subimos de nuevo al Pico esa misma noche y lo hicimos en el funicular. Es muy curioso, porque el trayecto es bastante largo y muy empinado y hay momentos en que la cabina va muy pegada a las casas y ves a pocos metros a sus inquilinos dentro de sus casas.

Por la noche no hay tantos turistas y las vistas también son espectaculares. Ademas hay muchos restaurantes muy animados y es inolvidable cenar tranquilamente junto a una gran cristalera, disfrutando de las vistas nocturnas.

HONG KONG (107)

HONG KONG (110)HONG KONG (114)

Pero volviendo a nuestra visita de la mañana, después de ver el Pico Victoria nos llevaron en autobús a  Repulse Bay. Es una zona residencial de lujo, situada al sur de la isla, que además cuenta con una de las playas más bonitas y populares de Hong Kong. La arena es muy blanca, pero tiene una barrera protectora frente a los tiburones (en la novela hay una escena en la que los protagonistas nadan hasta una plataforma a pesar de que son conscientes del riesgo de que los ataque un tiburón).

Además de tiendas, terrazas y restaurantes, destaca un parque temático de los dioses, con enormes estatuas de brillantes colores, que representan a diversas divinidades y la gente les rinde culto.

HONG KONG (046)HONG KONG (044)HONG KONG (043)HONG KONG (047)

A continuación visitamos la Bahía de Aberdeen, también situada al sur de la Isla de Hong Kong. Se trata de una zona de pescadores en la que gran parte de ellos viven en casas flotantes que crean una peculiar imagen de contrastes debido a los enormes rascacielos que las rodean. La mejor forma de visitar la bahía es dando un paseo en “sampan”, barco tradicional chino. Previamente hay que negociar el precio. Después de haber visitado varias zonas lujosas de la isla, es muy interesante ver las precarias condiciones en las que viven los pescadores.

HONG KONG (058)HONG KONG (057)HONG KONG (056)

En la Bahía de Aberdeen se encuentra uno de los restaurantes más conocidos de Hong Kong: el restaurante flotante Jumbo Kingdom, famoso por ser el restaurante flotante más grande del mundo gracias a su capacidad para más de 2.000 personas y porque ha salido en multitud de películas, incluida una de James Bond. Aunque sabíamos que es el típico sitio para turistas, no quisimos perdérnoslo. La experiencia fue divertida. Nosotros fuimos en un taxi, que nos dejó en un embarcadero desde el que salen continuamente barcas que te llevan al restaurante. Como curiosidad, nos sirvieron una ensalada de langosta, con una langosta de adorno que luego se llevaron, pero la verdad es que la ensalada estaba muy buena.

HONG KONG (068)HONG KONG (061)HONG KONG (070)

Después de la comida en el Jumbo fuimos al Distrito Wan Chai, ubicado en el norte de la isla, que es donde se concentra la mayor parte de los rascacielos y edificios famosos. Para situar al que no haya visitado la ciudad, son los edificios que se veían en el espectáculo de luces que he comentado antes. Es una zona de bancos, oficinas y grandes tiendas y centros comerciales.

En Statue Square se encuentra el edificio del Ayuntamiento de Hong Kong (Hong Kong City Hall), flanqueado por algunos de los edificios más famosos y emblemáticos de la ciudad. A la izquierda está el Bank of China y a la derecha el HSBC.

HONG KONG (079)

Lo bueno de viajar con arquitectos es que te hacen fijarte en cosas que a lo mejor de otro modo no habrías contemplado de la misma forma. Os podéis imaginar que esta ciudad es el paraíso para un arquitecto y la verdad es que disfrutamos mucho visitando varios de los edificios más destacados.

Para mi gusto, el edificio más bonito y característico de Hong Kong es el Bank of China Tower, diseñado por el arquitecto I.M. Pei. Es precioso tanto de día como de noche. Nosotros subimos en su ascensor hasta el piso 43 y disfrutamos del anochecer en el centro de la ciudad.

HONG KONG (081)HONG KONG (093)

Otro edificio destacado es el HSBC Building, diseñado por el arquitecto Norman Foster. Aunque mis amigos estaban extasiados, a mi personalmente me gusta menos, pero debo reconocer que el interior es impresionante.

HONG KONG (075)HONG KONG (106)HONG KONG (119)HONG KONG (120)

Finalmente, sólo destacaré un edificio más: el Two International Finance Centre, diseñado por el arquitecto César Pelli.  Es el edificio más alto de la isla y el segundo de Hong Kong (hay uno más alto en Kowloon).

HONG KONG (084)

En teoría tiene 88 plantas, pero como los chinos son muy supersticiosos, realmente tiene dos menos, porque han omitido las plantas 14 y 24,  por considerar que son números que dan mala suerte. Se puede subir en ascensor hasta la planta 55 y disfrutar de fabulosas vistas del puerto, del Pico Victoria y del centro de la ciudad. Vistos desde arriba, los rascacielos parecen enormes lapiceros clavados unos junto a otros.

HONG KONG (126)HONG KONG (128)HONG KONG (129)HONG KONG (130)

La mejor forma de desplazarse por Hong Kong es el metro. Es barato, fácil de utilizar, muy limpio y además rapidísimo. Otra ventaja es que además hay varias líneas que unen la isla con la península, ya que circula por debajo del agua. La parada de nuestro hotel tenía incluso un acceso directo por escalera mecánica desde la recepción del hotel. Para evitar que la gente caiga a la vía, los andenes están protegidos con cristales y sólo se abren en los puntos que coinciden con las puertas cuando llegan los vagones. Luego lo he visto en más sitios, pero allí recuerdo que me chocó especialmente, porque era la primera vez que lo veía. También fue la primera vez que vi tarjetas de transporte de mero contacto.

Imprescindible si se visita Hong Kong es dar un paseo nocturno en barco. Hay multitud de barcos que hacen el recorrido por toda la bahía. A mí me pareció una experiencia inolvidable, porque hacía una noche excepcional, las luces de los edificios se reflejaban en el agua, en el barco sonaba una música suave y parecía que el tiempo se había parado y que estábamos muy lejos del bullicio de la ciudad.

HONG KONG (102)HONG KONG (021)HONG KONG (099)En cuanto a las calles, en algunas del centro hay tanto tráfico que para cruzar hay pasarelas elevadas para los peatones, que unen unos centros comerciales con otros. En general el aspecto de las calles es muy occidental, con impresionantes tiendas de lujo, pero si vas a otras zonas, también hay callejuelas con pequeñas tiendas chinas de aspecto bastante cutre.

HONG KONG (138)

HONG KONG (141)Una curiosidad de Hong Kong es que tiene la escalera mecánica cubierta más larga del mundo. Se llama Central-Mid Levels Escalator, tiene más de 20 años y una longitud de 800 metros, aunque no es realmente una sola escalera mecánica, sino un montón de tramos, que unen el centro con un barrio alto. Creo que tardamos unos veinte minutos en subirlos todos. Tiene la ventaja de ser gratuita y una forma muy directa de transporte, además de ayudar a descongestionar el tráfico. Al estar dividida, te puedes apear cuando quieras y puedes parar a hacer fotos en las callejuelas adyacentes, que son bastante sucias y abigarradas, pero con muchos mercadillos y restaurantes más tradicionales y populares. Para bajar de nuevo, no tuvimos paciencia y cogimos un taxi.

HONG KONG (148)

En todas estas calles adyacentes hay mercadillos de todo tipo y tiendas de comida tradicional china.HONG KONG (162)HONG KONG (154)HONG KONG (152)HONG KONG (153)Para terminar el asiento, quiero destacar algunas cosas que me sorprendieron durante mi visita a Hong Kong:

  • La limpieza de la ciudad es exagerada. Algunas veces vimos a hombres agachados quitando con una espátula los chicles pegados en el suelo. A la entrada de algunos edificios te puedes encontrar con una persona con mascarilla y guantes que limpia el pomo de la puerta después de que el visitante lo haya tocado. Los inodoros son automáticos para evitar tocar nada.
  • La mayoría de la gente lleva paraguas, lo cual es normal porque las tormentas son frecuentes. La diferencia es que estos paraguas van revestidos por dentro de una tela plateada que protege del sol. Las mujeres los utilizan siempre como sombrillas cuando hace sol. No verás a ninguna mujer de allí expuesta directamente a los rayos solares. Eso contribuye a que tengan un cutis maravilloso (además de la genética en general de los asiáticos, que siempre parecen más jóvenes).
  • Sus habitantes tienen bastante miedo al contagio de enfermedades, por lo que muchos van por la calle o trabajan con mascarillas. Es obligatorio además el uso de mascarilla cuando se está enfermo de gripe, resfriado o enfermedad similar.
  • En muchas zonas públicas abiertas está prohibido fumar, por ejemplo en las playas.
  • A pesar de la modernidad de los edificios, curiosamente utilizan como en el resto de Asia los tradicionales andamios de bambú, atados con lianas, lo cual realmente resulta muy chocante.
  • Muchos edificios se han construido siguiendo estrictamente las normas del “Feng Shui” u ocupación armónica del espacio. Recuerdo que en Repulse Bay había un edificio que tenía un enorme hueco cuadrado en el centro para que pasase el aire, porque así lo exigía el Feng Shui.
  • Como en otros lugares de Asia,  se hace un uso exagerado del aire acondicionado. En los hoteles, restaurantes, taxis, autobuses y demás lugares cerrados te hielas y tienes que llevar una chaqueta. En cambio, cuando sales a la calle el calor y la humedad son casi insoportables, ya que la ciudad tiene un clima subtropical. Algunas tiendas tienen el aire puesto a tope y las puertas abiertas, haciendo así ostentación del frío que hace dentro.

Finalmente, dejo tres vídeos sobre la ciudad. El tercero es el que más me gusta porque refleja más el ambiente de la ciudad y no sólo los edificios, pero está en en inglés. Espero que os gusten.

Anuncios

7 pensamientos en “HONG KONG: La maestra de piano (Janice Y.K. Lee)

  1. Haces que sea muy apetecible el ponerte a leer el libro y trasladarte a Hong Kong viajando en el tiempo, ya sea en la segunda guerra mundial o hace menos años.
    Gracias

    Me gusta

  2. Gracias, es lo primero que se me ocurre decir porque no imaginas lo fantastico y genial que me resulta tu mapa de libros. Este libro sera el proximo que me lea cuando termino el que tengo ahora mismo.

    Describes maravillosamente bien todo lo que gira entorno al libro y eso es muy de agradecer.

    Besos y gracias, Pilar

    Me gusta

  3. Que maravilla conocer Hong Kong de tu mano. Qué reportaje, que explicaciones, que fotografías!!!!
    Me voy a dormir con la sensación de haber viajado a tu lado!!! GRACIAS PILAR POR INVITARME!!!

    Me gusta

  4. Que bonita entrada. Gracias a todo lo que cuentas y a las fotos preciosas es como si hubiera viajado contigo. Ese libro lo leí hace unos años y me encanto, incluso lo tengo en casa en papel. Un abrazo.

    Me gusta

    • Muchas gracias Ana. Me alegro de que a ti también te gustase el libro y que te haya servido este asiento para recordarlo y para conocer un poco de Hong Kong. Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s